Mexicano Cotidiano Mexicano Miedoso Mexicano Social

Me da miedo hablar con las mujeres

EL TIEMPO ESTIMADO DE LECTURA PARA ESTA ENTRADA ES DE: 9 MINUTO(S).

A pesar de lo que nos han dicho hasta el cansancio, de que las personas somos seres individuales que debemos mantenernos en esa postura, y debemos competir y ser los mejores en todo, los seres humanos somos seres sociales, la naturaleza real del ser humano es esa.
Hablar con las mujeres, en la actualidad debería ser una actividad tan común de realizar, no obstante, para muchas personas es algo demasiado complejo, y para un grupo muy pequeño de personas llega a ser algo incluso imposible de realizar.

Pero, ¿por qué surge esta problemática?

Contrario a lo que nos han dicho y tratado de imponer hasta el cansancio; los seres humanos somos seres sociales, no somos seres individuales, debemos trabajar de manera conjunta, no de manera individual, este es el concepto principal que tenememos tener siempre presente. Dicho lo anterior, para mi gusto el “problema” de dirigirle la palabra a las mujeres está únicamente en la percepción de la persona, es decir, es algo que sólo es un problema para la persona que lo está experimentando.

Por lo anterior, resulta una problemática -que si bien no se resuelve de un día para otro- que es fácil de resolver.
En otras palabras, el impedimento de dirigirle la palabra a una persona del sexo femenino es creado por la persona que vive el problema, no es un problema “real”.

¿Es posible resolver este problema?

Por supuesto, y como ya lo mencioné con anterioridad, es algo que es “fácil” de resolver, no se resuelve de la noche a la mañana, pero sólo hay que tener perseverancia y será algo que en unas cuantas semanas estará resuelto en su totalidad.

¿Cómo afrontar este temor a dirigirle la palabra a las mujeres?

Lo más  práctico será afrontar directamente la situación, pero hay que hacerlo de menor a mayor intensidad. Me refiero a que hay que afrontar la situación teniendo contacto con esta, pero poco a poco. Procedo a poner un listado a modo de ayuda, principalmente para tomarlo como base.

1.- Preguntarle algo sencillo a una mujer que permita que la conversación no se alarge más de esa pregunta, pero que sea suficiente como primer acercamiento. Debes hacerlo con una mujer que se encuentre completamente sola.

Por mencionar un caso práctico, puedes proceder a preguntarle: ¿qué hora es?, a una mujer que se encuentre en la fila para tomar el transporte, o la fila del restaurant, o simplemente a alguien a quién nunca le hayas dirigido la palabra.

Es indispensable repetir este paso unas 10 veces o más con personas y en situaciones completamente distintas hasta considerar que ya puedes hacerlo con cierta fluidez.

2.- Repetir el paso 1, pero esta vez deberás modificar algo, la mujer a la que le harás la pregunta debe estar en compañía de otra persona.

Por decir un ejemplo, puede ser la misma pregunta: ¿qué hora es?, igual debe ser en situaciones completamente aleatorias.

De igual manera, debes repetir este paso un par de veces hasta que sientas que ya eres capaz de realizar esto con fluidez.

3.- Es momento de incrementar la intensidad de la situación. Ahora lo que procede es acercarte con una mujer que se encuentre sola y solicitarle algo que requiera que el tiempo de interacción sea de por lo menos dos minutos; será suficiente con que hagas una pregunta y la mujer sea la que se alargue en su respuesta.

Por ejemplo, puedes acercarte a una mujer y pedirle indicaciones para llegar a algún lugar, no importa que ya sepas llegar al lugar, o que no tengas ni la intención de ir al lugar al que preguntes, lo único que se busca en este paso es crear una situación con las caracteristicas solicitadas.

Este paso igual debe ser realizado varias veces hasta que puedas realizarlo con fluidez.

4.- Debes repetir el paso 3, pero debes modificar una variable, en la conversación no tienes que limitarte a hacer una pregunta y esperar una respuesta prolongada, deberás intercambiar tantas diálogos como te sea posible, al igual que en el paso 3, debe durar por lo menos dos minutos.

Para este paso, tomaré el mismo ejemplo que en el paso 3, pero como hay que llevar a cabo una modificación de una variable, debes pedirle una indicación a una mujer y debes intercambiar diálogos, puedes quizá pedirle que te detalle más las indicaciones o preguntar por una manera alternativa de llegar al destino.

Tienes que repetir este paso tantas veces como sientas que lo requieras hasta que lo domines y lo puedas llevar a cabo de manera ‘natural’.

5.- Debes llevar a cabo lo solicitado en el paso 3, sí, el paso 3, pero ahora debes modificar una variable, la mujer debe estar acompañada de otra persona.

Debes practicar este paso hasta que seas capaz de hacerlo sin planear la situación.

6.- Debes proceder a repetir lo solicitado en el paso 4, pero ahora la mujer debe estar en compañía de otra persona.

Al igual que los paso anteriores, practica tanto como sientas que lo requieres.

7.- Es hora de incrementar aún más la intensidad de la situación, debes acercarte con una mujer que conozcas de vista, será necesario que tengas la certeza que la mujer también te ‘ubique’, ya sea en el colegio, el trabajo, en el uso del transporte o en el vecindario, los requisitos adicionales son: no le debes haber dirigido la palabra con anterioridad, debe encontrarse sola, debes ingeniar algo que facilite una conversación de un par de minutos.

El tema que elijas puede ser sobre una materia que compartan en la escuela, sobre algo del trabajo, sobre la tardanza del transporte, etc. Aquí debes echar a volar tu imaginación.

Tienes que repetir la situación con varias mujeres hasta que puedas llevar a cabo este paso con fluidez.

8.- Es hora de aventurarse. En este paso debes repetir lo que hiciste en el paso 7, dejando los requisitos como están, con excepción de uno de ellos, debes hacer establecer una conversación con dos mujeres al mismo tiempo.

Al igual que en el ejemplo anterior, el tema que elijas es decisión tuya.

Recomendaciones:

  • Toma el tiempo que consideres necesario para llevar a cabo cada paso, así como las repeticiones en cada uno de ellos.
  • No intentes realizar todo en un día, como comenté desde un principio, esta “problemática” de dirigirle la palabras a las mujeres es fácil de superar, pero requiere más preseverancia y paciencia.
  • Trata de actuar lo más natural posible.
  • No te obseciones con  los tiempos que te manejo en cada uno de los pasos, sólo debes tomarlo como guías.
  • No procedas a intentar un nuevo paso hasta que domines por completo el paso en el que te encuentras.
  • Procura prácticar con personas de tu rango de edad.

Advertencias:

  • No debes desanimarte si no te sale al primer intento, de hecho, entre más dificultades presentes al principio, más fácil te será superar la situación.
  • Ten cuidado, las personas no tienen la obligación de responder y en muchos casos incluso recibirás respuestas algo groseras o inadecuadas.
  • Si notas que la persona se siente incómoda, inmediatamente despídete y retirate.
  • La situaciones nunca se pueden controlar de manera perfecta, debes considerar que puede y habrán imprevisto, pero no temas, podrás resolverlos en su momento.

Consejos finales:

  • Si crees que no puedes, siempre puedes solicitar la ayuda de un amigo o un familiar.
  • Puedes observar como se comunican las demás personas y tomar nota (notas mentales), de esta manera tendrás una idea de como interactúar.
  • Si a pesar de que lo intentas, es algo que no puedes hacer, siempre puedes solicitar la ayuda profesional de un psicólogo y/o un psiquiatra.
  • Recuerda, los seres humanos somos seres sociales, todos tenemos la capacidad de comunicarnos.
  • Recuerda, todas las personas piensan y se expresan de maneras muy diversas, lo único que siempre hay que tener en cuenta es que debemos ser respetuosos y tolerantes con los demás.

FIN.

Comparte el amor...
guest
0 Comments
Inline Feedbacks
View all comments